HUÉRFANOS DE IDEOLOGÍA Y LÍDERES

Indignación y escepticismo caminan conmigo, tal vez porque los años no pasan en balde y el tiempo nos enseña que solo los sueños y la ilusión nos darán el fruto apetecido.

Cada día estoy más convencido que este sistema solo nos conducirá a la miseria más absoluta, miseria física y miseria intelectual, pues desde nuestra más tierna infancia nos hacen un profundo lavado de cerebro sin importar lo que es cierto o no, lo que está demostrado o solo son indicios.

31f980701c56df5118cd07af56bb30cd

La historia siempre ha sido contada por los ganadores, pero estoy seguro que si lo hubieran hecho los perdedores también estaría tergiversada, no porque lo quisieran hacer conscientemente, o si, sino porque la objetividad es difícil de mantener en depende que condiciones y circunstancias y siempre justificamos nuestros actos.

Durante años nos han bombardeado con los execrables males del comunismo, como si alguna vez el comunismo hubiera estado instaurado en algún ligar del mundo. Si acaso la dictadura del proletariado y el socialismo, aunque tengo mis dudas que ambas cosas perduraran a lo largo del tiempo, pues desde una perspectiva marxista-leninista, la mía, lo que debería ser una democracia popular  se convirtió en la dictadura del partido y su comité central o del buró político con privilegios que fueron negados a las masas populares.

Estas afirmaciones pueden llevar a los ortodoxos del comunismo a acusarme de revisionista, pero yo creo que lo que hago es seguir las directrices y enseñanzas de Engels que, dotándonos de una herramienta excepcional, puso en nuestras manos el materialismo dialéctico para poder analizar el mundo en cada momento y época histórica, sin quedarnos anclados en el pasado, y así poder cambiar el sistema e iniciar la revolución.

Es el propio comunismo, además de su enemigo antagónico: el capitalismo, el que ha ahondado en la herida del estigma del marxismo-leninismo al no atacar de raíz métodos que se llamaron comunistas y eran y son otra cosa, tal fue el caso de Nicolae Ceaușescu en Rumania o Xi Jinping, es el secretario general del Comité Central del Partido Comunista de China, mencionado en los papeles de Panamá.

bandera-urss-con-forma-de-bandera_2

La inmensa mayoría de los que así mismos se llaman comunistas jamás han leído, aunque han oído hablar de ello, las obras esenciales de Marx:

http://www.webdianoia.com/contemporanea/marx/marx_obras.htm

Engels

La situación de la clase obrera en Inglaterra (1845), Las guerras campesinas en Alemania (1850), Contribución al problema de la vivienda (1872-1873), Anti-Dühring (1878), Del socialismo utópico al socialismo científico (1880), La Dialéctica de la Naturaleza (1883), El origen de la familia, la propiedad privada y el estado (1884), Ludwig Feuerbach y el fin de la filosofía clásica alemana (1886), Revolución y contrarrevolución en Alemania (1852, publicado póstumamente en 1896)

Lenin

“Federico Engels” (1895) , “Tres fuentes y tres partes integrantes del marxismo” (1913) , “Carlos Marx” (1914) , “El Estado y la Revolución” , “¿Qué hacer?

Rosa Luxemburgo

https://www.marxists.org/espanol/luxem/

Antonio Gramsci

https://www.marxists.org/espanol/gramsci/

y otros intelectuales marxistas, sean trotskistas o leninistas. Y esta dicotomía entre leninismo y trotskismo quizás debería ser estudiada desde otra óptica y no solamente desde el stalinismo que, como todo, tiene sus luces y sus sombras.

Hoy, abril de 2016, quisiera hacer hincapié en la unión de la izquierda, en su liderazgo y organización para poder tomar el poder, aunque eso, al igual que en la Rusia de la revolución, nos lleve a tomar decisiones y acuerdos que no son las mejores, ni creo en ellas, pues, como nos reveló la unión de diferentes partidos en la Rusia Zarista, durante la revolución de 1905 y 1917, nos conducirá a luchas intestinas que a la larga harían más mal que bien, pero habrá que aceptar estas contradicciones, por inevitables, para avanzar hacia un mundo mejor.

huelgafrancesa31demarzo

La nueva revolución francesa, parecida a la de mayo del 68, podría conducir a Europa a una senda más social, justa y democrática, pero estamos en otra cosa y dejamos perder las oportunidades.

Los progresistas en España también han perdido el tiempo, mareando la perdiz, en un intento absurdo de pactos y coaliciones que está carcomido por la base y no puede sustentarse de ninguna manera, salvo que los mismos sigamos sufriendo las mismas calamidades, aunque, eso si, disfrazadas de sociales, más justas, etc., porque lo importante es el poder y no la gente, no el pueblo llano que está huérfanos de liderazgo., porque estos acuerdos no pueden sustentarse de ninguna manera, aunque algunos gurús de las ciencias políticas, la economía, la política y el periodismo aboguen por un acuerdo que, de ninguna de las maneras, puede conducirnos a un replanteamiento nuevo de la política, ya que sigue apoyándose en bases viejas y caducas, aunque intenten disfrazarlas, pero de esto hablaremos en otra ocasión.

No vamos a colgar etiquetas, pues vamos sobrados de ellas, a los partidos y agentes involucrados en este pseudopacto, en esta especie de esperpento, porque todos sabemos que y quienes son, pero también sabemos lo que no son: rojos, como algunos de ellos se denominan y autoproclaman, porque ser rojo hay que ganárselo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s